El Portal de Mondoñedo en FacebookSíguenos en TwitterVídeos de Mondoñedo en YouTubeTitulares RSSGalería de fotosBuscar en El Portal de MondoñedoMindonienses en el mundoAgendae-mail gratis
Mondoñedo
Inicio
Monumentos
Historia
La Ciudad
Naturaleza
Personajes
Ferias y fiestas
Mondoñedo en cifras
Con voz propia
Fotografías
Galería de fotos
Viaje al pasado
Fondos de pantalla
Mondoñedo TV
Idioma
Página en Español
Páxina en Galego
Actualidad
Noticias
Elecciones Municipales
Cultura
Deportes
Reportajes
Novedades de la web
Calendario
Servicios
Mapa de la emigración
Agenda
Enlaces web
Libro de visitas
E-Mail Gratis (GMAIL)
E-Mail Gratis (ZZN)
Sala de Juegos
Info mondonedo.net
Mapa del sitio
Colabora
Uso de cookies
Buscador
En linea...
Contador
22793378 visitas
 
Mondoñedo, el siempre olvidado y ausente
09 / 05 / 2015 > Con voz propia Compartir en Facebook Compartir en Twitter
El título de este articulo, pone sobre el tapete un diagnóstico cuya enfermedad se arrastra desde siglos. Siento cansar, y, hasta aburrir a mis escasos y sufridos lectores, escribiendo, una vez más, sobre el tema que tan a menudo sale en la prensa – suplemento de A Mariña – y, de vez en cuando en este portal; pero es que no es para menos, si tenemos presente las circunstancias que vivimos en relación con nuestra añorada y querida ciudad de MONDOÑEDO.
 
Vamos a ver. Leo en LA VOZ DE GALICIA, (por cierto, prensa que dedica especial atención a nuestra ciudad, bajo mi punto de vista) un articulo que lleva por título: “As Catedrais y la Muralla, a una hora”, que viene a decir que, hallándose uno en Lugo e interesado en visitar este bello rincón de a Mariña Oriental, que son AS CATEDRAIS, como se puede llegar - por carretera - desde la capital amurallada. 
 
Sigue el articulo con este subtitulo: “La A-8 acerca esa conocida playa, icono turístico, a la capital lucense”. Esplendida y minuciosa y detallada información la que facilita el autor del articulo, pero, a día de hoy, tal vez, menos necesaria, debido a los dispositivos de navegación GPS instalados en los modernos automóviles, que te “llevan en volandas” al punto que les indiques, con todo tipo de detalles, precauciones y opciones. De todas formas, bien está la explicación y, es de agradecer, ya que no todos los vehículos disponen del citado navegador. 
 
Esta noticia es la me anima a escribir estas letras, ya que únicamente menciona a MONDOÑEDO, para literalmente decir: “En el viaducto de Lindin (Mondoñedo, 757 metros de longitud), se recomienda no rebasar los 90 por hora”. No hay más.
 
Ya sé que esto que estoy escribiendo es lo que coloquialmente llamamos, “barrer para casa” o “arrimar el ascua a mi sardina”, como queramos denominarlo, pero se da la circunstancia que en ese trayecto de poco más de una hora, desde la capital de provincia, antes de llegar, y, a tan solo 15 minutos de la playa de “AS CATEDRAIS”, se halla ubicada la Episcopal MONDOÑEDO (hoy - por cierto - vacante hasta que la Santa Sede designe sucesor del Excmo. y Rvdmo. Sr. D. Manuel Sánchez Monge, designado Obispo de Santander y a quien le deseamos todo lo mejor como servidor fiel del Evangelio) - en plena Mariña Central - una de las siete capitales de provincia del Antiguo Reino de Galicia y de la cual se dicen muchas cosas buenas en internet, pero yo me quedo – para no hacerlo largo – con estos cuatro renglones :
 
“Mondoñedo es una ciudad monumental de admirable legado histórico y cultural. Declarada Conjunto Histórico-Artístico, esta apacible estación jacobea de soberbia Catedral perteneció al Mariscal Pardo de Cela, que fue decapitado en la Plaza de la Catedral”
 
Añado por mi cuenta, lo que ya escribí en este portal en varias ocasiones y es lo que distingue a MONDOÑEDO de otras poblaciones de A MARIÑA - todas queridas y hermosas, cada cual con su particular idiosincrasia - que no es otra cosa que:
 
Su hermosa Catedral-Basílica, un Museo Diocesano y Catedralicio, considerado de lo mejor de arte Sacro de Galicia; un hermoso Santuario, como el de de Ntra. Señora la Virgen de los Remedios, Patrona de la Diócesis de Mondoñedo - Ferrol, considerado uno de los conjuntos más bonitos que se han hecho del barroco; el Real Seminario Conciliar de Santa Catalina, que fue el tercero que se fundó en España, con una biblioteca muy rica que pasan de 20.000 los volúmenes, etcétera, etcétera, etcétera. De paso, en plan más informal, no olvidarse de la gastronomía, para los que tengan exquisito paladar, aprovechen para probar sus famosas sus deliciosas y renombradas tartas de Mondoñedo, así como su pan.
 
Escribo todo esto, ya que observo cierto vacío, que falta algo, al no incluir ninguna reseña de MONDOÑEDO en las rutas señaladas por el autor, teniendo en cuenta que es uno de los valles más hermosos de Galicia e incluso de España. Si, como me cuentan, desde la A-8 ó autovía del Cantábrico, dirección Abadin-Lorenzana, no sé ve el profundo valle, ni tan siquiera las torres de la Catedral, pues diría que con más motivo que nunca. Siento tener que decir esto: definitivamente creo que no es buena noticia para los intereses de la ciudad- y amenaza con dañar seriamente el día a día del pueblo si no conseguimos situar a MONDOÑEDO, en lugar destacado, en todo trabajo que se haga de publicidad y marketing de A Mariña Lucense. Motivos tenemos más que sobrados para EXIGIRLO. Cual no será la belleza del valle, cuando dejó escrito, lucidísimamente, D. Álvaro Cunqueiro, estos renglones: “sobre los tejados de pizarra de Mondoñedo no brota torre civil ni almenada señoría, pues güelfos de nación, lo nuestro son torres eclesiásticas, y San Rosendo entre las más altas con su báculo, pastoreando hasta los vendavales”. Bueno, pues de esto nada.
 
Con anterioridad a la A-8, subiendo por la N-634, a la altura del balcón de os Paredos – muy especialmente desde el Mirador - hoy en estado semiruinoso - se veía la ciudad en toda su dimensión y esplendor, y, muchos viajeros quedaban maravillados, prendados por su inigualable aspecto encantador, con sus torres, monumentos, tejados y múltiples verdes que rodean el valle.
 
Tengo que decir, con toda claridad, que lo que me descolocó y empujó a escribir estas letras, como ya queda dicho anteriormente, fue lo que leo en dicho articulo con referencia a una población, hermana, hermosa y amiga, cuyo texto es el siguiente:
 
“Si se sigue circulando hacia el este de A Mariña, aparece luego el núcleo costero de Rinlo, uno de los más pintorescos y mejor conservados del litoral norte de Galicia”.
 
Pienso – lo que pienso yo, es mi opinión – que MONDOÑEDO, bien se merecía alguna mención especial en esta y otras ocasiones y me sigue extrañando esa baja valoración que algunos tienen de nuestra ciudad, según mi particular manera de pensar y de otros mindonienses que por el mundo andamos.
 
Tal vez, y, casi con toda seguridad, en la mente del autor no estaba el “penetrar” en las entrañas de la ruta y aunque así fuere, no era de obligado cumplimento, pero no entiendo muy bien, como se puede ir - pongamos por ejemplo - de turismo cultural, desde Lugo - A Devesa (Ribadeo), a través de las rutas que el autor selecciona, sin detenerse o informar sobre MONDOÑEDO, aun cuando tan solo fuese con esos cuatro renglones sacados de internet. En este aspecto, considero el artículo - no quiero que se me interprete mal - un tanto ramplón, vacío de contenido, a falta de algo tan justo y necesario, como es no pasar de largo sin visitar la episcopal ciudad. Esta es, más que nunca, mi particular y modesta opinión. Da la impresión, de que no hay que potenciar su atractivo, cuando se trata de un lugar único y tan necesitada de ganar turismo y, a ser posible, población.
 
Tenemos que presumir de nuestros pueblos y ciudades y esta es una de esas ocasiones en que, sin saber bien porque, existe un desbocado caudal de visitantes atraído por ese “icono turístico” que son hoy en día las playas más emblemáticas y visitadas de todo el litoral gallego: “AS CATEDRAIS”,(bien sabemos que no se trata de nada nuevo, que están ahí desde hace siglos y hasta hace bien poco, olvidadas y desconocidas para la inmensa mayoría), que jamás nos hubiésemos imaginado, y que debiéramos saber aprovechar y rentabilizar - dada su proximidad - los ciudadanos de MONDOÑEDO, por lo que ello significa (y necesita) en la Historia de Galicia, apretando las tuercas a la Xunta, Diputación y Dirección de Cultura y Turismo. Fruto de éste diálogo, con un poco de suerte y un mucho de esfuerzo, motivación positiva, seguro que esto ayudaría positivamente en todos los aspectos. Me atrevería a decir que este es el verdadero banco de pruebas para la nueva corporación que salga de las urnas el próximo día 24, cuya suerte y acierto deseo sinceramente, por el bien de mi inolvidable ciudad. 
 
Para finalizar, acabo de ver un nuevo y extraordinario comic de MORTADELO Y FILEMÓN, que tanto hizo reír y continua con éxito, a muchas generaciones de españoles e hispanohablantes, titulado EL TESORERO, dedicado al ínclito, Sr. Barcenas - cuyo apellido sin duda os sonará - donde en la pagina 12 figuran dos viñetas que hacen mención a MONDOÑEDO y que se repite con otra viñeta en la pagina 13. ¡Ahí queda eso! 
Antonio Doménech Ladra - Valencia




NOTA: LAS OPINIONES VERTIDAS EN ESTE ESPACIO SON DE EXCLUSIVA RESPONSABILIDAD DE SUS AUTORES Y NO REPRESENTAN NECESARIAMENTE LA OPINIÓN DEL EDITOR.
Para publicar un artículo firmado en esta sección escribir a:  Esta dirección de correo electrónico está protegida contra los robots de spam, necesita tener Javascript activado para poder verla
  
 


 
Mondoñedo en Twitter

Mondoñedo en Facebook
Destacados
Mondoñedo nevado Mindonienses en el mundo Viaje al pasado

 
© 2017 Mondoñedo en www.mondonedo.net